jueves, 13 de agosto de 2015

¡Ojo con lo que comes en verano!


Las intoxicaciones son enfermedades causadas por el consumo de agua o alimentos contaminados por gérmenes. Éstos producen toxinas y se reproducen. La Salmonella es la causa más común de intoxicación alimentaria, siendo los huevos y derivados, la carne de pollo, pavo, vaca y cerdo, la leche y los helados los alimentos más implicados. 
Junto a ella la Campylobacter, Escherichia coli, las toxinas bacterianas del Bacillus, Clostridium y Staphylococcus, y algunos virus como los norovirus, son los principales grupos de microorganismos causantes de toxiinfecciones alimentarias en el verano.
Para prevenir estas intoxicaciones: Unas buenas prácticas higiénicas en la manipulación de los alimentos y la conservación de la cadena de frío.
Y siempre ante la sospecha de posible contaminación, origen dudoso de los alimentos, así como olor, color, sabor o textura no característicos, no los consuman.

0 comentarios:

Publicar un comentario